Itaú Fundación
           

Mi Negocio Mi Negocio

Cómo funciona ‘Exporta Simple’, el sistema online para vender al exterior

3 minutos

Tiempo de lectura

4 minutos

Para elegir un destino de exportación

Un nuevo mecanismo permite agilizar y simplificar los trámites para exportar productos fabricados en la Argentina. Los cuatro pasos para colocar tu mercadería en el extranjero en cuestión de horas.

El mundo es un gigantesco mercado con más de 7.000 millones de potenciales clientes. Exportar, sin embargo, nunca fue una tarea sencilla debido a los numerosos trámites y regulaciones que dejaban afuera a los pequeños negocios. De hecho, sólo 8.000 de las 600.000 pymes registradas en el país exportaban en 2016, según cifras oficiales. Ahora, un nuevo sistema simplificado convierte esta estrategia de negocio en una oportunidad real para vender al exterior. Se trata de ‘Exporta Simple’ o también llamado Régimen de Exportación Simplificada, lanzado a fines de 2017. En la práctica, todos los pequeños productores del país podrán comercializar sus bienes en el extranjero en forma simple y económica. Ya no habrá que inscribirse como exportador ni tener un despachante autorizado. Todo puede hacerse hoy desde una computadora y siguiendo cuatro simples pasos.

Es ágil porque, a través de resoluciones de la AFIP, gran parte de los trámites quedarán a merced de los servicios postales o couriers. Estas empresas se encargarán de retirar los productos, clasificarlos, transportarlos y de entregar la mercadería en el extranjero. Por eso, las pymes ya no deberán inscribirse en Registro de Importadores y Exportadores. Los servicios postales también recibirán los cobros y devoluciones y se encargarán de depositar los pagos en 10 días.

¿Cuáles son los requisitos? Tener clave fiscal con Nivel de Seguridad 3 -como mínimo- será indispensable, ya que el trámite se realiza directamente en la página web de la AFIP. Las pymes podrán exportar a través de este sistema hasta US$ 600.000 anuales, en operaciones que no superen los US$ 15.000. Cada envío al extranjero deberá pesar menos de 300 kilogramos y los bultos deberán ser menores a los 97 x 95 x 95 centímetros (largo x ancho x profundidad).

Cabe aclarar que sólo podrán enviarse bienes producidos dentro de la Argentina, objetos de libre exportación. Es decir, que no estén alcanzados por regulaciones de prohibición, suspensión o cupo a la exportación. Además, los bienes que tienen un control operativo específico en la Aduana, según las regulaciones vigentes, no podrán enviarse al extranjero por esta vía simplificada. Y, por supuesto, en caso de que sean productos alcanzados por impuestos a la exportación, deberán cancelarse por anticipado al despacho, a través de un Volante Electrónico de Pago (VEP).

Los pasos para vender al exterior con ‘Exporta Simple’ pueden resumirse en cuatro:

1) Habilitación del servicio

Una vez ingresado el CUIT y la contraseña en el sitio afip.gob.ar es necesario ir al ‘Administrador de Relaciones de Clave Fiscal’. Allí, tras hacer click en ‘Adherir servicio’ hay que buscar el botón que corresponde a la ‘Secretaría de Comercio del Ministerio de Producción de la Nación’. En el apartado ‘Servicios Interactivos’ se debe habilitar ‘Exporta Simple’. Este paso es necesario hacerlo sólo la primera vez que se exportará.

 

2) Carga de datos

Una vez que se habilitó el servicio, éste aparecerá en la página inicial de la AFIP, al ingresar con Clave Fiscal con Nivel de Seguridad superior a 3. En este apartado deben cargarse los diferentes productos a vender y los datos de los clientes. Además, es posible calcular el costo de envío, según los servicios postales habilitados. Tené cuenta que, para un mismo producto y país, los precios pueden variar según la rapidez de entrega y otras variables, como el tipo de embalaje, certificación de entrega o modo de retiro, entre otras.

3) Factura proforma

Una vez cargados los datos, el sistema generará las facturas proformas; que, si bien no tienen validez comercial, permitirá generar la ‘Factura E’. Este comprobante será elaborado por el operador, por cuenta y orden de la pyme que exporte. En este paso, además, habrá que generar la guía aérea o AWB (Air Way Bill), un documento que acredita el contrato de transporte aéreo internacional y que es necesario entregar al operador para que pueda concretar la exportación.

4) Despacho

El courier elegido retirará la mercadería en la dirección indicada. Éste está habilitado para hacer todos los trámites pertinentes a la exportación: cargará el destino de la mercancía en el Sistema Informático Malvina (SIM), generará la ‘Factura E’ original para que la entregues a tu cliente e informará a la Secretaría de Comercio los datos de la operación. Luego, exportará la mercadería y concretará la entrega.

¡Listo! ‘Exporta Simple’ hace gala de su nombre y permite que te ocupes de lo más importante: producir un bien competitivo y venderlo en el exterior. Para más información, podés acceder a la web oficial del programa o la sección de la AFIP dedicada al tema.


¿Te gustó la nota?